Línea editorial

He aquí un blog que, a pesar del buen tiempo que lleva en funcionamiento, ya le ha llegado la hora de que sus pretensiones sean puestas por escrito. Como cualquier medio de comunicación que se precie, este lleva desde ahora una línea editorial explícita. Su razón de ser queda determinada por una serie de puntos:

  • La intención de los artículos aquí publicados no es más que expositiva, crítica e irónica (unas veces más acentuadas que otras).
  • El respeto hacia los demás es primordial. En el caso del autor, los artículos serán medidos en todo lo posible para no herir la dignidad de nadie en particular (que no se exponga a ello). Se pedirán disculpas en el caso llegado; en el caso de los participantes, cualquier comentario que contenga insultos, injurias u otro tipo de fin despreciativo será borrado.
  • La realidad en determinados artículos no existe. Pueden estar escritos a partir de una inspiración o influencia de base real, pero el resultado definitivo es una deformación suficiente para que en ningún caso sea ser molesto para nadie (pues no se ajusta a su realidad).

La línea editorial de este blog está sujeta a un contexto de aducidad, por el cual puede ser modificada o ampliada con el paso del tiempo. Ya no sólo por esta causa, es recomendable que se le eche un vistazo regularmente. Se procura así que los visitantes tengan una interpretación correcta y justa de todos los artículos publicados, los cuales tienen su garantía en esta línea.